29
May

Dada la importancia de las Administraciones Locales en el impulso del tejido económico, el Centro de Innovación del Sector Púbico de PwC e IE Business School organizó el pasado 29 de mayo un desayuno de trabajo dedicado a analizar el papel de Ayuntamientos y Diputaciones a la hora de apoyar el desarrollo empresarial de sus territorios. En concreto, se analizaron varios casos de éxito sobre esta materia basados en nuevas Tecnologías de la Información y de la Comunicación (TIC), así como las principales líneas en materia de financiación europea de proyectos relacionados con este campo. Para ello contamos con la presencia de diferentes expertos y personalidades representantes en este ámbito.

Tras la breve presentación y bienvenida de este desayuno por parte de Rafael Puyol, vicepresidente de la Fundación IE Business School, y Enrique Fernández-Miranda, presidente de la Fundación de PwC, se dio comienzo a las ponencias sobre “El impulso de la economía local a través de las nuevas tecnologías de la información” y “Como impulsar a las empresas de alto potencial desde la Administración Local”, realizadas por José Antonio Peláez, socio del Sector Público de PwC y Alberto Tornero, director del Área de Empresas de Alto Potencial y Emprendimiento de PwC, respectivamente. En ellas pudimos ver un análisis intensivo sobre la importancia de la utilización de las nuevas tecnologías como aliado para impulsar el tejido empresarial en el contexto de crisis actual, mejorando la competitividad y la eficiencia de las empresas. Las Administraciones deben ser exigentes, seleccionando bien los proyectos y potenciando la compra innovadora, así como apoyar la cultura del emprendimiento como forma de enfrentarse a una realidad.

Para analizar y aprender de casos de éxito en materia de impulso local basado en nuevas tecnologías, se celebró una mesa redonda con los representantes de dos diputaciones y un ayuntamiento donde se comentaron sus experiencias a la hora de relanzar el tejido empresarial y la forma de actuación a llevar a cabo para explotar y sacar partido a los recursos del entorno y las nuevas tecnologías.

Entre las conclusiones de esta mesa redonda, Marta Iglesias, diputada provincial de Pontevedra, destacó que las pautas han cambiado, los ciudadanos reclaman una relación de iguales con las empresas. Pontevedra, desde el punto de vista tecnológico es una de las diputaciones más avanzadas, con una base tecnológica y un gran despliegue de proyectos tecnológicos, como el Centro provincial de desarrollo tecnológico 2.0., o el proyecto puesto en marcha para impulsar el turismo de la Rias Baixas como destino turístico a través de la tecnologías o sus trabajos para la redefinición de nuevas plataformas que aumentan la competitividad.

Arturo García-Tizón, presidente de la Diputación de Toledo, comentó la importancia de fomentar nuevas iniciativas empresariales y la necesidad de impulsar estas iniciativas en los pequeños núcleos empresariales, apoyándoles en la base del desarrollo empresarial: las nuevas tecnologías. Toledo cuenta con programas de apoyo a los productos autóctonos y se ha creado la “marca Toledo” como referente turístico y gastronómico. Además, se han puesto en marcha iniciativas y programas de fomento del comercio electrónico. El presidente de la Diputación de Toledo explicó que los principales ejes sobre los que se debe trabajar para que los municipios encuentren fórmulas de crecimiento son la simplificación, la modernización y la asistencia.

Por último, de Rafael Navas, primer teniente de alcalde, delegado de Empleo, Desarrollo Económico, Turismo y Agricultura del Ayuntamiento de Córdoba, señaló la necesidad de avanzar en la colaboración público-privada, sobre todo en pequeñas ciudades donde existen mayores dificultades de acceso a las nuevas tecnologías. Córdoba es una ciudad con gran patrimonio y hay que potenciarlo a través de la promoción. En este sentido, cabe destacar el trabajo que está desarrollando la Fundación Agrópolis, muy involucrada potenciando todos los recursos disponibles en Córdoba, relacionados con el sector agroalimentario y basándose en la innovación y el conocimiento a través de una visión abierta e internacional, como el proyecto de creación de un clúster Halal, colocando a la ciudad en una situación privilegiada para las exportaciones destinadas a la población musulmana.

Como punto final del encuentro contamos con José María Piñero, director general de Fondos Comunitarios del Ministerio de Hacienda y Administraciones Públicas, quien analizó los “Fondos estructurales 2014-2020 para entidades locales”. Destacó la disminución sufrida en el presupuesto de la Unión Europea en los últimos años, sobre todo en agricultura; sin embargo, en el reparto del presupuesto han crecido los programas enfocados a I+D y formación, apostando por la modernización. Durante la conferencia se destararon como ejes prioritarios dentro de los fondos estructurales la investigación, el desarrollo tecnológico y la innovación así como la mejora y acceso de las TIC, la mejora de la competitividad de las PYMES y el desarrollo urbano sostenible. Para terminar recordó que los proyectos estarán en marcha a partir del 2015 y que deben responder a un plan de acción alineado con una estrategia integrada que debe estar previamente diseñada.

 

La Administración Local

19
May

La empresa y las AA.PP.: dos actores diferentes con los mismos objetivos

Dentro de las actividades de la segunda edición del Programa Ejecutivo en Liderazgo Público del Centro de Innovación del Sector Público de PwC e IE Business School tuvimos la oportunidad de contar con Mónica de Oriol, actual presidente del Círculo de Empresarios y presidente del Grupo Seguriber-Umano, que emplea a más de 5.300 personas. Mónica de Oriol destaca por su capacidad de trabajo, y por su valentía al expresar sus ideas.

La presidente del Círculo de Empresarios marcó la necesidad de abordar una agenda compartida entre el sector público y el sector privado. Esta idea lleva encima de la mesa de los empresarios y de los gestores públicos desde hace años y es preciso materializarla. Hay que unir los dos actores principales del sistema, empresas y Administraciones Públicas, y conseguir una colaboración entre ellos, generando sinergias que beneficiarían al conjunto de la sociedad. No obstante, a día de hoy, no existe el suficiente intercambio de información, ni el establecimiento de un diálogo fluido, transparente, directo y basado en la confianza. Es necesario que los gestores públicos y los responsables políticos asuman que es preciso hablar y trabajar con las empresas.

Durante el almuerzo, Mónica de Oriol hizo un breve repaso a los factores del entorno económico español, destacando positivamente el incremento de la clase empresarial española desde la entrada de España en la Unión Europea. Sin embargo, manifestó la existencia de problemas estructurales que salieron a la luz con la crisis. Existe un gran impacto del tamaño empresarial tanto en el desarrollo del tejido productivo como en las medidas adoptadas en este periodo de reforma. El tamaño de la empresa española frente a otras se representa con forma piramidal, donde la base es muy amplia y la cúspide muy pequeña. España cuenta con una distribución del tejido empresarial irregular, formado por un 93,8% del total de micro empresas y únicamente con un 0,1% de grandes compañías. El problema de esta situación se encuentra en la alta mortandad de las micro empresas por falta de financiación.

La ponente aseguró que en España no hay que competir por el salario de la mano de obra sino por valor añadido. La clave para la competitividad y sostenibilidad de las empresas españolas debe ser la innovación. Hay que ser ambiciosos y buscar la posibilidad de internacionalizar nuestras empresas, siendo necesario incrementar el número de empresas medianas del tejido empresarial.

En referencia a los temas de fiscalidad, Mónica de Oriol destacó que España tiene uno de los tipos impositivos más elevados de la Unión Europea, por lo que la Comisión Lagares, con el fin de eliminar esta barrera, propone una reducción gradual del tipo hasta llegar al 20% como en Reino Unido (2005). Lo mismo ocurre con las cotizaciones sociales, que en España son de las más elevadas de la Unión, soportando la empresa un 31,1% de la cotización a la seguridad social. Existen numerosos costes laborales y el problema no es el salario mínimo interprofesional, sino el coste laboral. En opinión de Mónica de Oriol es necesario corregir la dualidad del mercado español reduciendo y homogeneizando el coste de despido de los diferentes países.

En conclusión, según Mónica de Oriol, si queremos que España sea menos vulnerable desde el punto de vista económico tenemos que aceptar y solucionar el problema estructural y las barreras al crecimiento así como la reducción de la fiscalidad, estableciendo un tipo único y más reducido y una menor presión fiscal a las empresas sobre el factor trabajo.

BLOG_Almuerzo Mónica de Oriol

29
Abr

Nuevas Tendencias en Innovación empresarial y cooperación público-privada

En el marco de las actividades conjuntas organizadas entre la Asociación de Antiguos Alumnos del Programa Ejecutivo en Liderazgo Público y el Centro de Innovación del Sector Público de PwC e IE Business School, el pasado 28 de abril celebramos un encuentro con Cristina Garmendia. La presentación de la ponente corrió a cargo de Máximo Buch, consejero de Economía, Industria, Turismo y Empleo de la Generalitat Valenciana y de Isabel Linares, directora general del Centro de Innovación.

La ex ministra de Ciencia e Innovación centró su intervención en las nuevas tendencias en materia de innovación y, sobre todo, en qué medida se están produciendo avances a partir de la cooperación entre lo público y lo privado. Tanto en su exposición como en el coloquio con los asistentes, Cristina Garmendia señaló cuál es la clave para avanzar en materia de ciencia y tecnología: la colaboración.

Colaborar entre empresas e instituciones; colaborar entre diferentes compañías; colaborar entre distintos expertos o colaborar entre personas. En un mundo complejo y globalizado, la tendencia es cooperar para alcanzar metas comunes. En un planeta donde la información viaja a la velocidad de la luz, los más avanzados se han dado cuenta de que es mejor trabajar de la mano de otros agentes, incluso de competidores, para lograr verdaderos cambios.

Tras hacer un breve repaso a algunos de los desafíos más relevantes a los que se enfrentan las sociedades del siglo XXI, Cristina Garmendia resaltó la necesidad de reforzar la colaboración entre lo público y lo privado. El cambio climático, el envejecimiento de la población o la generalización de las nuevas tecnologías son variables que están transformando el mundo y que condicionan nuestro futuro. Se trata de retos que, o se afrontan desde la cooperación, o no es posible superarlos con éxito.

En esta línea y refiriéndose a la innovación en España, la empresaria reivindicó la necesidad de avanzar juntos como país al margen de prejuicios o visiones cortoplacistas. Cristina Garmendia señaló que ocupamos el décimo puesto mundial en Ciencia, algo de lo que hay que sentirse orgullosos y que es preciso aprovechar. Desde una perspectiva optimista, Garmendia recordó que somos un país preparado, formado y con un gran potencial.

Según Cristina Garmendia, colaborar es fundamental para avanzar; pero esto solo es posible si hay diferentes jugadores dispuestos a compartir trabajo, esfuerzo e información. En último término, el éxito de las organizaciones depende de su activo más importante: las personas. En este sentido, la ex ministra y empresaria está convencida de que nuestro país tiene los elementos necesarios para ocupar un puesto privilegiado en Ciencia y, si se hacen bien los deberes, también en tecnología y aprovechamiento económico de la investigación.

Cristina Garmendia

22
Abr

Diálogo con Angelina Trigo, directora de la Oficina para la Ejecución de la Reforma de la Administración (OPERA), dirigido por Rafael Sanmartín, socio de PwC.

Gestionar el cambio: Cómo afrontar, seguir y culminar un gran proceso de transformación de la Administración

La transformación de las Administraciones Públicas ha pasado de ser una aspiración a una realidad. Desde la presentación del informe CORA en junio de 2013 las medidas que se están desarrollando para la reforma de la Administración han ascendido a 221. Con el fin de hacer un seguimiento eficaz y hacer posible una verdadera materialización de las medidas se creó la Oficina para la Ejecución de la Reforma de la Administración (OPERA) en la que Angelina Trigo es directora.

Angelina Trigo formó parte desde el principio del proceso de transformación en el que se encuentra la Administración; inicialmente a través de la subcomisión de CORA y actualmente como directora de OPERA. Desde su visión global de la reforma, Angelina Trigo afirma que, efectivamente, nos encontramos ante una gran transformación del Sector Público, y no solamente por CORA, también por el conjunto de reformas que se están realizando.

OPERA es un organismo pequeño con un equipo reducido pero que está alcanzando logros muy relevantes en términos de “cambios reales”. La oficina fue creada por recomendación del informe de auditoría exhaustiva realizado por la OCDE. Para ello, se reunieron con los representantes de otros países donde ya existían este tipo de oficinas y se fijaron las líneas que debían seguirse para su correcto funcionamiento. Entre las funciones de la oficina se encuentran la coordinación, monitorización  e impulso de las medidas. Trimestralmente se envían informes de ejecución a los organismos de supervisión de las reformas de la Unión Europea, donde se analizan los resultados.

A pesar del gran esfuerzo y del trabajo titánico desarrollado por el equipo de OPERA, el nivel de percepción de las medidas por parte de los ciudadanos es bajo. La ciudadanía no conoce a la perfección los cambios que se están produciendo, algo que Angelina Trigo achaca a un fallo de comunicación. Aunque los medios de comunicación no se interesan por CORA hay medidas muy importantes que sí llegan al ciudadano a pesar de los problemas de comunicación, como la reducción del gasto público, la administración electrónica, la reducción de empleo público…

Las medidas que se están realizando no solo suponen un beneficio para la Administración General del Estado, sino también para las Comunidades Autónomas. Es importante la situación de las Comunidades Autónomas en cuanto a las transformaciones, llevándose a cabo un proceso de información de las medidas que se están desarrollando y que les afectan directamente, cuya finalidad es conocer el grado de aceptación o aversión al mismo. Los resultados han sido muy favorables y el nivel de colaboración por parte de las Comunidades Autónomas elevado.

En su valoración final, Angelina Trigo destacó el entusiasmo, esfuerzo y la colaboración de todas las personas que ayudan en este proceso de transformación y que hacen posible que siga adelante. Hay que trabajar más en la reforma de algunas medidas, afirma nuestra ponente, ya que en sus inicios fueron creadas desde un punto de vista teórico y requieren una remodelación para conseguir los resultados esperados. Sin embargo, es muy optimista con respecto al gran cambio que se está produciendo y confía en que se ejecute un alto porcentaje de las medidas propuestas por CORA.

Encuentro Angelina Trigo y Rafael Sanmartín

19
Mar

Diálogo con María Esther Arizmendi, directora general de Modernización Administrativa, Procedimientos e Impulso de la Administración Electrónica, dirigido por Isabel Linares, directora general del Centro de Innovación del Sector Público de PwC e IE Business School.

El cambio de paradigma mediante la administración electrónica y la transformación focalizada en el servicio al ciudadano

Una vez más, nos preguntamos si estamos asistiendo a un cambio real en la Administración. En esta ocasión, contamos con María Esther Arizmendi, una de las principales impulsoras del cambio tanto por su responsabilidad y su trabajo actual como por su trayectoria en la Administración pública. En su intervención, la directora general destacó por  su capacidad y entusiasmo a la hora de comunicar la reforma que el Gobierno tiene entre sus prioridades, así como por sus conocimientos y por su capacidad para transmitir el valor de los avances logrados.

Durante el diálogo, María Esther Arizmendi afirmo rotundamente que se está viviendo una verdadera reforma de la Administración en todos los sentidos y que existe un cambio real con una implicación absoluta por parte del Gobierno y de los funcionarios.

En las últimas décadas ha habido numerosos intentos de llevar a cabo la transformación de la Administración a través de la implementación de diferentes normas pero en ninguna de esas ocasiones se ha conseguido un verdadero cambio. Actualmente, gracias a los procesos de transformación impulsados por la Comisión de Reforma de la Administración (CORA) y los esfuerzos de todos los miembros de la Administración, el cambio de paradigma se ha convertido en una realidad.

En el diálogo con María Esther Arizmendi se puso de manifiesto que es necesario un cambio de mentalidad por parte de todos los agentes del proceso y ciudadanos debido a la distinta metodología utilizada en esta reforma. Su finalidad es la transformación de la Administración focalizada en el servicio al ciudadano, que debe lograrse con una mayor colaboración de todos los entes mostrando el desarrollo de la Administración al completo, con todos sus problemas y defectos.

Entre los objetivos de CORA se encuentra ayudar al ciudadano en su vida diaria facilitando los procesos administrativos. Hay que pensar en el ciudadano a la hora de desarrollar la normativa y, como señaló Esther Arizmendi, hay que “convencerle de que somos servidores públicos y trabajamos para él”. La Administración electrónica es el claro reflejo del enfoque al ciudadano de esta transformación y permite el acceso a la prestación de servicios durante 24 horas al día, 7 días a la semana y 365 días al año. Sin embargo, en todo este proceso lo más complicado no es el cambio de infraestructuras, sino el cambio de mentalidad que nos permita llevarlo a cabo.

María Esther Arizmendi aseguró que CORA no es una propuesta cerrada sino un organismo vivo. CORA no terminó el día que se creó, sino que sigue creciendo y avanzando a través de CORA+, donde se incorporan nuevos proyectos diariamente.

140317_Foto sala III Encuentro María Esther Arizmendi

 

17
Mar

REVISTA DE ESTUDIOS LOCALES, LUNES 17 DE MARZO DE 2014

Comentarios a la Reforma de la Administración Local

Oscar Romera, asesor de Estado de Administraciones Públicas y alumno del Programa Ejecutivo en Liderazgo Público en la edición 2013-2014, y  Manuel Cutrín, director de asesoría jurídica de la Diputación Provincial de Lugo, ponen de manifiesto el nuevo escenario municipal tras la modificación del artículo 135 de la Constitución Española y la entrada en vigor de la Ley Orgánica 2/2012, de 27 de abril, de Estabilidad Presupuestaria y Sostenibilidad Financiera y la Ley 27/2013, de 27 de diciembre, racionalización y sostenibilidad de la Administración local donde se define desde un punto de vista legal y económico financiero la actividad del sector público local en su relación con los principios de estabilidad presupuestaria y sostenibilidad financiera.

Una interesante reflexión sobre la actual Reforma de la Administración Local que se está viviendo actualmente y en la que continuamente se están viendo cambios relevantes.

Descargar publicación: Comentario a la Reforma de la Administración Local (Revista de Estudios Locales, 17 marzo 2014)

 

14
Mar

Artículo publicado en el diario Cinco Días por Antonio Núñez Martín, ex-director de Políticas Sociales del Gabinete del Presidente del Gobierno y actual socio de Parangon Partners, en el que se resume y abordan diversos temas tratados el pasado lunes en el ciclo abierto celebrado por el Centro de Innovación del Sector Público de PwC e IE Business School en el que Antonio Núñez fue ponente.

 

¿Qué Administración Pública necesita la España post-crisis?

El sector público español supone el 46% del PIB nacional y cuenta con tres millones de trabajadores, tres veces más que los supermercados americanos Wal-Mart, que facturan un total de 400.000 millones de dólares. Pero mientras que esta firma cuenta con un equipo directivo al uso y dispone de un plan estratégico para lograr vencer a sus competidores, los grandes colosos que forman las administraciones públicas de la mayoría de los países de nuestro entorno siguen manejándose con criterios de gestión antiguos que necesitan una renovación profunda.

Desde el estallido de la crisis subprime en Estados Unidos en 2007 y la caída de Lehman Brother en septiembre de 2008, España se encuentra inmersa en una de las peores crisis de su historia y en la que resulta vital plantearse qué tipo de administración pública necesitamos para afrontar el futuro de una forma más competitiva.

Un país con tres voces, la estatal, la autonómica y la local, requiere unos patrones de gestión mucho más eficaces y más acordes a los retos que necesita afrontar.

¿Pero cuáles son esos retos? Una vez se supere el fantasma de la crisis económica que azota a Europa, y que parece que en estos momentos amenaza a Italia; se estabilice Europa, resolviendo el problema con Ucrania, todos los países del Viejo Continente deberían plantearse una misma meta en pro del bien común; conseguir una administración pública eficiente, con procesos de evaluación permanente y una gestión mucho más racional.

El tiempo en el que abundaban los recursos para invertir en carreteras, aeropuertos y red ferroviaria ha terminado. Ahora, y seguramente que por mucho tiempo, ya no habrá dinero para todo. Se impone, por tanto, un nuevo modelo.

Con el lema ‘una competencia, una administración’, el Estado debería hilar fino para evitar duplicidades .

Si los países, y en concreto España, quieren disminuir la presión fiscal para los ciudadanos, los gobiernos no tendrán más remedio que ser eficientes. Siempre y cuando no suponga una drástica reducción de los servicios y las políticas sociales a los que estamos acostumbrados los ciudadanos.

Resulta necesario plantearse una estrategia como haría cualquier empresa que se precie. Para ello, hay que preguntarse qué modelo de Estado de Bienestar queremos y qué posibilidades tenemos para construirlo y mantenerlo.

Los gobiernos y los ciudadanos debemos reflexionar sobre qué es lo que deseamos y podemos afrontar económicamente. Si queremos más servicios esto implica obligatoriamente mayores impuestos; o por el contrario, si queremos menos fiscalidad tendríamos que disponer de menos servicios públicos. Ésta es la gran cuestión.

En la España post-crisis, donde no es cuestionable el Estado de las Autonomías ni la necesidad y conveniencia de las administraciones locales, por mucho que algunas hayan decidido fusionarse como los casos que se han dado en Galicia, resulta vital, ahora más que nunca, realizar un análisis certero de las necesidades de los ciudadanos y de quienes deben asumir dichas competencias.

Con el lema “una competencia, una administración”, el Estado debería hilar fino para evitar duplicidades innecesarias y afrontar tal reto con mucha valentía, especialmente la pérdida de empleo que se pudiera producir en este proceso de eliminación de competencias.

Tras la crisis, España necesita ser competitiva y demostrar a los aliados europeos que puede compararse con otras economías, pero para convencerles, España requiere una gestión más moderna, transparente y estilizada.

Para ello hay que mirar a nuestro entorno y observar ejemplos concretos que podrían servirnos para cambiar este modelo. La figura del manager en los ayuntamientos de Estados Unidos, que pervive independientemente de quien gane las elecciones, puede convertirse en un referente a imitar en España potenciando la figura del directivo público.

Una democracia más participativa y racional sería más conveniente también para los políticos.

La gerencia profesionalizada requiere de una formación distinta al ámbito político y aunque en España hoy en día se puede estudiar el Grado de Gestión en Administración Pública todavía existe un gran campo para la formación en Gestión Pública, y persisten las reticencias en contratar a profesionales cuando no tienen filiación política.

Pero no es lo único. En mi trabajo diario con altos directivos empresariales compruebo que los planes estratégicos que guían las organizaciones empresariales pueden ser también una buena hoja de ruta para alcaldes, concejales, presidentes de comunidades autónomas, consejeros e incluso para ministros y secretarios de Estado.

Una prueba la tenemos en el alcalde de Móstoles, Daniel Ortiz, que desde 2012 lleva inmerso en la ardua tarea de dotar a su ciudad de una estrategia para convertirla en referente del corredor sur de Madrid. Diez años es el desafío que se ha marcado, con la total convicción de que este modelo debe pervivir independientemente del signo político que lo haya puesto en marcha.

Próximamente publicaré una obra, en la que trato de contar los pasos necesarios para que el equipo directivo de España, su plan estratégico y hasta su plantilla se involucren para conseguir una Administración Pública española más eficiente y competitiva. También abordo qué puede aprender un directivo privado del liderazgo público.

También presto especial atención a buenas prácticas como el caso de Móstoles, por ser uno de los primeros que se han implantado en España y que dispone, no sólo de una estrategia, sino de una política de evaluación de procesos sistematizada en un cuadro de mando en el que se valora cada objetivo y su nivel de cumplimiento.

Este sistema de mandos, que ha sido desarrollado en colaboración con la Universidad Rey Juan Carlos, está permitiendo conocer al alcalde y a todo su equipo, de forma online, el grado de cumplimiento de cada una de las variables, algo que resulta tremendamente complejo teniendo en cuenta que el plan consta de 27 líneas estratégicas, 75 objetivos y 223 indicadores. Este desarrollo, que ya ha suscitado gran interés por parte de la comunidad internacional, podría trasladarse también a otros municipios de España.

Se demostraría de este modo que una democracia más participativa, donde la opinión de todos sea tomada en cuenta, y más racional, donde no sólo se propongan iniciativas sino que se mida su nivel de cumplimiento es conveniente no únicamente para los ciudadanos sino también para los políticos. Para ayudarles a recuperar esa credibilidad perdida, que muchos achacan al descrédito, pero que hubiera sido sólida con una gestión más profesional.

Antonio Núñez Martín es socio de la firma de headhunters Parangon Partners y presidente de la Asociación de Alumni de Harvard Kennedy School.

 

Artículo publicado por Antonio Núñez Martín en el diario económico Cinco Días el 11-03-2014: http://cincodias.com/cincodias/2014/03/11/economia/1394562847_586582.html

 

18
Feb

Segundo Encuentro del Ciclo sobre la Transformación del sector Público

Diálogo con Domingo Molina, director de Tecnologías de la Información y las Comunicaciones de la Administración General del Estado, dirigido por Eduardo Beut, subdirector general de Comunicación Externa de la Agencia Estatal de Administración Tributaria.

La transformación de la Administración y las nuevas tecnologías: Palancas, retos y nuevas oportunidades

Tras el primer encuentro sobre los progresos de transformación impulsado por la Comisión de Reforma de la Administración (CORA) que tuvo lugar en enero, el Centro de Innovación del Sector Público continúa con su ciclo sobre la transformación con la celebración de un encuentro con Domingo Molina, CIO de la Administración General del Estado, centrado en las  nuevas tecnologías.

Durante la ponencia, Domingo Molina destacó como su objetivo principal en su nueva responsabilidad convertir las TICs en el motor de transformación de la Administración. El CIO de la Administración Central señaló que el sector público debe hacer un esfuerzo de valoración de las nuevas tecnologías e invertir periódicamente en unidades TICs revolucionarias e incrementales que nos ayuden a la liberación del valor sectorial.

Domingo Molina indicó en su intervención que es necesaria la presencia de responsables que marquen las prioridades sectoriales y recordó que cualquier iniciativa de regulación y normalización debe llevar a cabo la evaluación del impacto de las TICs, no solo a nivel de evaluación del servicio, sino también de costes. El director de TI y las Comunicaciones de la Administración General del Estado insiste en la importancia de extender esta filosofía evitando con ello los errores cometidos en el pasado.

El protagonista del segundo encuentro del ciclo recordó que, debido a la gran cantidad de reformas que se están llevando a cabo en la Administración, existe un riesgo de agregación de la demanda, pudiendo suponer un problema de reducción de la competencia.

En relación a las nuevas tecnologías, Domingo Molina enfatizó la importancia de contar con un buen modelo de gobernanza, así como otras funcionalidades como la gestión centralizada del puesto de trabajo, la consolidación del correo o la posibilidad de consolidación de la nómina. El proceso de implantación de estas medidas comenzaría con una fase de diseño, con una duración estimada de tres meses, seguida de un plan de adopción, cuya duración dependería de los recursos disponibles, y  concluyendo con su consolidación.

A modo de conclusión, Domingo Molina dejó claro que cualquier organización que quiera permanecer en un mundo tan globalizado como el actual y avanzar de manera sostenible requiere un esfuerzo de innovación continuo, basado en las TICs como primera palanca para transformarse y mejorar sus resultados.

140217_II Encuentro Ciclo Transformación SP_Domingo Molina

27
Ene

¿Estamos asistiendo a una verdadera transformación de la Administración?

En el marco del Ciclo sobre la Transformación del Sector Público, Isabel Linares, directora general del Centro de Innovación del Sector Público, ha publicado un artículo en el blog Via@IEBusiness de El PAÍS en el que se pregunta si realmente estamos avanzando, si estamos ante un cambio real y si se puede decir que el proceso de modernización ya es algo tangible. Puedes acceder al artículo completo a traves de http://blogs.elpais.com/via-ie-business/

27
Ene

Primer Encuentro del Ciclo sobre la Transformación del Sector Público

Diálogo con Jaime Pérez Renovales, subsecretario de la Presidencia dirigido por Máximo Buch, consejero de Economía, Industria, Turismo y Empleo de la Generalitat Valenciana.

Informe CORA: Qué se ha conseguido y qué queda por hacer

El pasado 20 enero se abrió el ciclo sobre la Transformación del   Sector Público puesto en marcha por el Centro de Innovación del Sector Público en colaboración con la Asociación de Antiguos Alumnos del Programa Ejecutivo en Liderazgo Público (PELP).

Para la apertura del Ciclo contamos con Jaime Pérez Renovales, subsecretario de la Presidencia y responsable de la Comisión de Reforma de la Administración (CORA), quién mantuvo un interesante diálogo con Máximo Buch, consejero de Economía, Industria, Turismo y Empleo de la Generalitat Valenciana.

A partir de la pregunta central del Ciclo sobre si realmente estamos asistiendo a un cambio, Jaime Pérez Renovales analizó y explicó los progresos de transformación impulsados por CORA, iniciativa que hoy se gestiona desde OPERA (oficina de seguimiento de las medidas aprobadas).

El subsecretario de la Presidencia repasó los principales indicadores de seguimiento y puso encima de la mesa datos reales que demuestran que el cambio ya es una realidad. En este sentido, Jaime Pérez Renovales recordó que una de las características de este proyecto ha sido la transparencia y el reporte continuo, lo que se ha materializado en informes mensuales que dan cuenta de los progresos alcanzados. El último reporte se hizo público el 17 de enero y contiene datos muy precisos sobre el estado de avance de las medidas aprobadas.

A pesar de las evidencias y de los progresos, Jaime Pérez Renovales admitió que no siempre es fácil trasladar y explicar el punto en el que estamos, lo que exige un esfuerzo mayor en términos de comunicación. En todo caso, el principal impulsor de CORA se mostró razonablemente satisfecho tanto por lo conseguido hasta el momento, como por el hecho de que algo tan complejo ha tomado forma, está transformando la Administración realmente y se conseguirán los objetivos propuestos.

En todo caso, el subsecretario de la Presidencia dejó claro que no estamos ante un cambio “cerrado” o con una fecha límite, sino ante un proceso de transformación imparable que va más allá de las medidas concretas de CORA y que cambiará el sector público para siempre.

la foto

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y mostrarle contenido relacionado con sus preferencias mediante el análisis de sus hábitos de navegación. Si continua navegando, consideramos que acepta su uso. Puede cambiar la configuración u obtener más información aquí. Aceptar